Lavar Platos a Mano

Lavar Platos a Mano

Martes, 19 Agosto   

No hay ningún procedimiento estandarizado para lavar platos a mano, y, como en muchas otras facetas culturales, la manera de hacerlo varía de país en país, de familia en familia y de persona en persona.

La secuencia de acciones más extendida consistiría en eliminar primero los mayores restos de comida tirándolos a la basura, al fregadero o guardándolos para más adelante en recipientes (tuppers, por ejemplo), así como vaciar las copas y los vasos, llenar el fregadero de agua y jabón, meter los utensilios y fregarlos con el estropajo, dejarlos en el otro fregadero (si hay dos) donde después se enjuagan, y finalmente, dejarlos secar en una “rejilla” al lado del fregadero. Si la suciedad está muy incrustada, una táctica habitual es dejar los utensilios en remojo dentro del agua con jabón un rato antes.